Revelan que del Perpetuo Socorro salían a pedir a los mercados, ya que Calidonio recortó presupuesto

Luego de salir a la luz el brote de contagio en el asilo de ancianos Perpetuo Socorro en San Pedro Sula, le han llovido las denuncias de negligencia al alcalde Armando Calidonio.

A Calidonio se le ha señalado de ocultar el contagio de numerosos ancianos, así como el fallecimientos de varios de ellos, ocurridos desde hace varios días.

Sumado a estos señalamientos, se suma el testimonio de un empleado del asilo quien asegura que se veían obligados a ir a pedir a los mercados para poder alimentar a los ancianos, ya que la municipalidad de San Pedro Sula les recortó el presupuesto.

«Obligaban a tres compañeros a ir a los mercados, pero no a comprar…a pedir verdura a los mercados, aparentemente ho había presupuesto para comprar verduras…cuando ya salió el primer caso del señor fue que ya se paró de enviar gente a los mercados», aseguró el empleado.

Agregó que «no nos daban nada de bioseguridad para los trabajadores, hasta el lunes(recién pasado), fue que nos dieron N-95, anteriormente solo estábanos con las mascarillas quirúrgicas normales, solo con eso; y había que pelear para que le dieran un par de guantes a uno».

Publicaciones Similares